25.6.07

una ciudad necesaria


LO MISMO, PERO A SOLAS




Es extraño, y sin embargo ocurre,
ocurre, de golpe, esta ciudad, la tristeza después de las películas,
que las cosas tienen corazón de niño capaz de aguardar
el tiempo como si la vida nunca concluyera de morir
en un reloj de arena.


Marta López Vilar, De sombras y sombreros olvidados. Ed. Amargord, 2007


(Dice García Montero de este libro, que es complejo ya que las palabras se muestran en todos sus matices, en todos sus contrarios... De esta forma la autora traza puentes entre la realidad interior del personaje lírico y el ámbito exterior que le rodea. A pesar de ser el primer libro de la autora, es un libro que contiene poemas necesarios, algo muy difícil de conseguir)


Imagen "Gran Vía" de Antonio López


2 comentarios:

maría nefeli dijo...

Aún no puedo evitar cierto rubor al leer esas palabras...Gracias por tu presencia el viernes y gracias, también, por saber bien este poema...
un beso

cheeck to cheeck dijo...

Me ha encantado el conjunto, esa imagen y ese poema, me gustan los relojes de arena, creo que tienen algo especial, como las muñecas rusas, ;)

besos
L.